Todos hemos visto alguna vez cómo moría el esbozo de un poema en nuestras manos, por falta de escucha, por desatención, por exceso de correción, por exceso de racionalidad, por falta de amor por lo que nace, sobre todo.

Ma. Teresa Andruetto. El verso libre.






fotografía: http://eme-ph.tumblr.com/